IÑAKI GABILONDO en «YO DONA»

Le recuerdo en mi vida profesional desde siempre. Gracias a ella pude conocerle «en la distancia corta» y, aunque nunca tuve el privilegio de trabajar con él, le he seguido muy de cerca para ver si conseguía «heredar» algo. Nos encontramos en su segunda casa, en una planta alta del edificio que ha sido su hogar profesional casi toda la vida. Un lugar con mucha luz natural. La otra, la de la experiencia y el buen hacer, ya la pone él…

https://www.elmundo.es/yodona/entrevistas/2018/12/13/5c052ea721efa0642a8b467c.html

 

css.php